¿Es importante tener una dirección fiscal de UK? Esta es una pregunta que muchos empresarios se hacen. Abrir tu empresa en el Reino Unido puede sonar como una apuesta arriesgada y muy tediosa, pero nada más lejos de la realidad. Hoy en día, abrir una empresa en Reino Unido resulta ser mucho más fácil que antes, gracias a varias directrices gubernamentales de Reino Unido.

Los gastos tributarios se han rebajado y la burocracia de Reino Unido se ha ido optimizando cada día para que no tenga ningún problema con sus trámites a la hora de abrir una empresa. Son muchos los beneficios y facilidades que brinda UK a la hora de abrir una empresa.

Aun con todo, es mejor llevar los deberes hechos desde casa. Por eso le recomendamos tener una dirección fiscal de Reino Unido para que los comienzos de su empresa sean mucho más ágiles.

Tener una dirección fiscal ubicada en Reino Unido brinda muchos beneficios en el corto y largo plazo, en el siguiente artículo te contaremos cuáles son:

¿Qué es un domicilio fiscal?

Domicilio fiscal e impuestos en Reino Unido (UK)

El domicilio fiscal es, en resumidas cuentas, la ubicación donde se establece la persona física y jurídica, y desde el cual se tiene que atender a las obligaciones fiscales con la hacienda pública. Si eres un trabajador por cuenta ajena, tu domicilio fiscal será tu domicilio habitual.

Sin embargo, en el caso de las empresas, se trata de la localización donde desarrollas la actividad económica de tu empresa. Si tu empresa está situada en Inglaterra, se requiere por ley que tu domicilio fiscal esté ubicado en Inglaterra, ya que, de esta forma, su empresa podrá ser registrada en el Companies House (registro público de compañías de Reino Unido).

Inconvenientes si no tienes un domicilio fiscal en UK

Tener este domicilio fiscal, no solo le servirá para que el gobierno pueda notificarle de todas las acciones fiscales que le corresponden a su empresa, sino que también para que el gobierno sepa que su empresa se atiene a las regulaciones y leyes de Reino Unido.

Si su empresa no tiene un domicilio fiscal de Reino Unido, lo más seguro es que su empresa se enfrente a multas y sanciones por incumplimiento de las regulaciones fiscales.

Sin embargo, no todo se trata de obligaciones tributarias. Si su empresa se encuentra bajo el régimen fiscal de UK, podrá recibir ayudas e incentivos para que su actividad empresarial pueda desarrollarse de manera óptima.

También deberíamos hablar sobre la mejora en su imagen de empresa. Cuando sus clientes y proveedores vean que su empresa está localizada en Reino Unido, crearán una imagen de confianza y credibilidad en su empresa.

Aparte, también cabe destacar que gracias a este domicilio fiscal, los procesos de financiamiento y la creación de alianzas comerciales con otras empresas serán mucho más fáciles y rápidos gracias a la imagen de confianza que desprende la economía de UK.

Si tienes alguna que otra duda sobre cómo crear tu empresa o sociedad, puedes visitar la siguiente página. Estaremos encantados de brindarte todo el apoyo que necesites para que ningún trámite te impida abrir tu empresa en el Reino Unido. 

Datos que hay que tener en cuenta sobre el domicilio fiscal de UK

Siempre que se vaya a abrir una empresa en un país extranjero, es de vital importancia saber sobre la cultura y las leyes del país que va a acoger tu sucursal. Reino Unido siempre ha sido un país que se ha mantenido alejado de las costumbres europeas, y su fiscalidad también se ve afectado por eso.

Beneficios del Reino Unido y el Big Ben de fondo

A continuación le comentaremos algunas peculiaridades sobre el sistema de fiscalidad de Reino Unido:

En países de la Unión Europea, como por ejemplo España, el ejercicio fiscal comienza el 1 de enero y finaliza el 31 de diciembre. Sin embargo, no ocurre lo mismo en UK. En este caso, el Reino Unido está acostumbrado a que su plazo fiscal sea desde el 6 de abril hasta el 5 de abril del año siguiente.

En el caso de Irlanda, llegaron a un acuerdo en 2001 para coordinar su ejercicio fiscal con el del resto de Europa. Para más información pregúntenos en la siguiente página.

Es de vital importancia que tenga en cuenta este tipo de datos para no llevarse una sorpresa el día de mañana. Esta discrepancia en cuanto al calendario de ejercicios fiscales puede acarrear discordancias en cuanto a la residencia fiscal para aquellas personas con doble o ausencia de residencia fiscal.

Para que solucionar este tipo de conflictos de doble imposición, lo mejor será acudir a los convenios e investigar sobre cómo evitar la doble imposición. Puede acceder a estos convenios a través de internet o, si lo prefiere, póngase en contacto con nosotros para que le contemos el porqué es importante tener una dirección fiscal de UK.

En nuestra página web le ofreceremos toda la información necesaria sobre la residencia fiscal del Reino Unido.