¿Cómo vender una empresa en Reino Unido?

El mercado de venta de empresas en Reino Unido es actualmente muy dinámico. Asimismo, ofrece una gran diversidad de oportunidades para todos los posibles inversores y emprendedores. Aunque la venta de empresas en el país es un proceso estratégico, el usuario tiene que tener en cuenta que dicho procedimiento comprende una serie de pasos y consideraciones. Este artículo pretende dar una explicación y descripción de algunos aspectos esenciales que están directamente relacionados con la venta de sociedades en UK.

1. Valoración de la empresa para su venta

Antes de poner a la venta una empresa en Reino Unido, es necesario realizar una valoración precisa de esta para que, de este modo, se pueda realizar una valoración objetiva del precio en el que se va a poner a la venta. Para ello, es posible contar con la ayuda de una profesional, que pueda hacer una estimación precisa del coste del negocio de cara a ponerlo con la venta. Además, te podrá ayudar en con los trámites necesarios para llevar a cabo dicho proceso.

Por otro lado, es crucial determinar el valor de la sociedad en el mercado. Para ello se tendrán en cuenta factores como los beneficios que se obtienen de ella, así como los ingresos, al igual que los activos y el potencial que tiene el negocio en cuanto al crecimiento a largo plazo.

2. Preparación de la empresa para la venta de la misma en Reino Unido

Una vez se haya decidido llevar a cabo el proceso, se tendrá que tener en cuenta la importancia de tener preparada la documentación necesaria, tanto la financiera, como la legal de la empresa. Para ello, se revisará cuidadosamente el estado financiero del negocio, los contratos importantes, tanto con clientes, como con proveedores y con los posibles empleados del negocio. Asimismo, es importante dar parte de los registros de propiedad intelectual y de cualquier tipo de documentación que sea pertinente para el proceso de compraventa.

Otro punto, es identificar los puntos fuertes y débiles de la compañía, así como el rendimiento financiero. El objetivo es mejorarlos en la medida de lo posible antes de que sea efectiva la venta de la empresa. Con eso conseguiremos subir el costo de la compra y obtener un beneficio mayor. De igual modo, es aconsejable crear un plan de marketing interesante y llamativo, para que captar la atención de aquellos emprendedores y proporcionarles motivos substanciales de las ventajas que obtendrían con la compra de dicha compañía.

3. Método de venta de una empresa en UK

Para poder llevar a cabo dicho proyecto, el empresario tendrá que tener en cuenta que hay dos formas de poner a la venta la sociedad. Por un lado, se encuentra la venta privada, en la que el empresario o un profesional se pondrá en contacto con el comprador interesado. Para ello tendrán que negociar de manera directa y llegar a un acuerdo que beneficie a ambas partes. Por otro lado, existe la opción de la venta de la empresa a través de una subasta. El negocio se pondrá a la venta de manera pública y se le venderá al mejor postor.

Una manera efectiva de poder vender la empresa es realizar una búsqueda de compradores, la cual se puede realizar mediante es uso de distintos canales, para encontrar compradores potenciales. Entre las opciones más conocidas se encuentran las agencias de intermediación. Dichas empresas se especializan en la compraventa de entidades, lo que facilitará el proceso.

Del mismo modo, encontraremos la opción de poner la empresa en sitios web, cuyo objetivo es poner en contacto al posible comprador con el vendedor del negocio. Por último, se aconseja tener en cuenta el networking ¿Pero, en qué consiste?  Muy sencillo, se basa en ponerse en contacto con compradores potenciales, lo cual puede incluir inversores, empresas competidoras o empresarios que quieran expandir su presencia en el mercado. Este proceso se tiene que llevar a cabo mediante la red de contactos del empresario o de su negocio.

4. Confidencialidad

Durante este proceso se manejará información sensible y probablemente confidencial, por lo que es muy importante tener toda la documentación al día y tener cuidado con ella. Asimismo, dichas transacciones pueden requerir de acuerdos de confidencialidad para proteger la información de la empresa, por lo que se recomienda que el vendedor sea aconsejado por un profesional.

5. Negociación y cierre de venta

Una vez haya un comprador interesado en la compraventa del negocio, se deberá negociar el precio por el cual se va a vender, así como las condiciones de las transacciones. Dado que el proceso puede ser algo complejo, es importante contar con la ayuda y el asesoramiento de un abogado y a ser posible, de un asesor financiero, para poder examinar los aspectos cruciales que deben discutirse.

Tras haberse esclarecido los asuntos más importantes de la negociación y todas las condiciones se cumplen y las aprobaciones se obtienen, la transacción llegará a su fin y el negocio será transferido al comprador.

La importancia de tener un contable para una empresa en UK